diferencia-entre-anciedad-y-hambre

4 puntos principales que marcan la diferencia entre ansiedad y hambre

Tener ganas de comer o, incluso, hambre, es uno de los s铆ntomas m谩s comunes de quienes padecen ansiedad, pero, aunque la sensaci贸n en tu organismo y mente sea muy similar al hambre com煤n, en realidad no se tratan de la misma cosa.

Aprender la diferencia entre ansiedad y hambre es algo sumamente importante, ya que logras determinar cu谩ndo tu cuerpo realmente necesita los alimentos. As铆, disminuyes las ingestas excesivas y reduces el riesgo de padecer una larga lista de problemas m茅dicos, como obesidad, diabetes, o bulimia.

Para entenderlo en profundidad, te dejar茅 a continuaci贸n 4 de los aspectos m谩s relevantes, incluyendo la manera en la que aparecen, el tipo de alimentos que deseas en cada uno, la sensaci贸n que genera y c贸mo tu cuerpo te dice que pares.

***

脥ndice de contenidos馃摎:

***

La principal diferencia entre trastornos de ansiedad y hambre

anciedad-y-hambre-compulsiva

Al tratarse los dos de ganas de comer, es normal que se tenga la idea err贸nea de que tanto el hambre f铆sica o com煤n como la ansiedad aparecen en el cuerpo expresadas exactamente de la misma forma. Pero, en realidad, la manera en la que tu organismo las expresa, puede llegar a ser el principal factor que te ayuda a determinar de cu谩l de ellas se trata.

Este punto, se puede desglosar en dos grandes grupos, el horario y el tiempo que tarda la sensaci贸n en volverse algo m谩s parecido a una necesidad que a un capricho, por lo que, para los entiendas mejor, te los explicar茅 por separado:

El horario馃晲

Si pensamos en la relaci贸n de ansiedad hambre, el horario es una diferencia clave de c贸mo aparecen. Por una parte, el hambre f铆sica, se genera de forma rutinaria, ya que, si est谩s acostumbrado a comer a ciertas horas, como el caso de las tres comidas principales, es muy normal que, cuando se va acercando el tiempo, tu cuerpo empiece a sentir la necesidad de comer, por lo que normalmente tendr谩s hambre a las mismas horas.

Con la ansiedad, esta regla no se cumple, en este caso, las ganas de comer llegan pr谩cticamente al azar, cuando tu mente crea la idea de necesidad, por lo que puede aparecer tanto de d铆a como de noche.

El tiempo鈴

El hambre, como te imaginar谩s por lo dicho arriba, llega muy lentamente y se va agravando seg煤n pasa m谩s tiempo en el que no comas. Inicia como una sensaci贸n leve y, al tiempo, se puede volver un dolor agudo en el 谩rea abdominal.

Al contrario de ello, la ansiedad por comer llega de golpe, y genera una sensaci贸n autom谩tica de que necesitas consumir alimentos en el momento.

El tipo de alimento que provoca, otra diferencia entre ansiedad y hambre

diferencia-sentimientos-ansiosos-y-ambre

Este punto es bastante sencillo de explicar e, incluso, resulta como una diferencia entre trastornos de ansiedad y hambre casi intuitiva y f谩cil de reconocer una vez que has ca铆do en cuenta de su existencia.

Cuando te da hambre f铆sica, tu cuerpo te empieza a dar se帽ales de que requiere alimentos que lo ayuden a cubrir sus necesidades generales, por lo que, aunque puedas tener preferencia o antojo de algo en particular, apenas comiences a probar cualquier alimento, el hambre ir谩 poco a poco mermando.

En el caso de la ansiedad, esta no solo llega como una necesidad de ingerir algo, sino que se produce como una sensaci贸n m谩s espec铆fica, al punto de que solo piensas en consumir un alimento en particular o un grupo de los mismos, al punto de que, si no es uno de ellos, simplemente no despiertan las ganas de comer. Siendo m谩s com煤n el deseo por comida cargada de az煤car, grasas o dem谩s elementos que, aunque no son realmente nutritivos, s铆 destacan como los m谩s gustosos.

Las diferentes sensaciones que producen la ansiedad y hambre compulsiva

anciedad-hambre

Despu茅s de comer, el cerebro comienza a enviar distintas se帽ales e impulsos, que generan emociones bastante particulares, que terminan siendo una importante diferencia entre sentimientos ansiosos y hambre.

Cuando te alimentas por necesidad, tras terminar, tu mente crea impulsos que dan a entender que has cumplido con algo necesario, por lo que, comienzan a aflorar sentimientos positivos, como la alegr铆a, satisfacci贸n y la sensaci贸n de haber cumplido, esto, sin importar si has logrado comer lo que te provocaba o has tenido un almuerzo convencional.

Por el contrario, cuando te alimentas motivado por la ansiedad, tienes una extra帽a combinaci贸n de sensaciones, al comienzo, o mientras ingieres, tu mente siente que est谩s cumpliendo, por lo que la dicha y emoci贸n son incluso superiores al caso anterior.

Una vez terminado de consumir lo que estabas comiendo, en cuesti贸n de pocos minutos, tendr谩s una especie de efecto rebote emocional. La dicha que sent铆as hasta hace un instante pasar谩 a ser emociones negativas, y empezar谩s a sentir algo de culpa por haber terminado sucumbiendo ante los impulsos de la ansiedad.

Diferencia sentimientos ansiosos y hambre: la cantidad de alimentos que consumes

anciedad-y-hambre

Saber cu谩ndo parar de comer es algo totalmente intuitivo cuando se trata de hambre convencional. Esta habilidad, es innata, y hasta los reci茅n nacidos saben reconocer el momento en el que su cuerpo ya no necesita ingerir m谩s comida, debido a que se encuentran satisfechos, saciados, o incluso totalmente llenos.

Esta habilidad de entender el momento en el que parar, es para evitar que termines comiendo m谩s de lo necesario, y acumulando un exceso de energ铆a que termina convirti茅ndose en grasa y llev谩ndote a padecer de problemas de salud.

Con la ansiedad, es bastante distinto, ya que, el mecanismo que realiza esta acci贸n se termina confundiendo, debido a que, en realidad, tu organismo no requiere de los alimentos que le est谩s proporcionando.

Debido a ello, no se activa la se帽al de alarma y sin intenci贸n terminas comiendo de manera desesperada, como si antes no hubieras consumido nada, as铆, sigues llenando a tu cuerpo de comida, incluso cuando el mismo ya est谩 satisfecho.

Si esta ansiedad y hambre compulsiva ocurre muy a menudo, aumenta notoriamente el riesgo de distintas enfermedades, por lo que muchos creen que, de todas, esta es la diferencia m谩s peligrosa.

Publicaciones Similares